Cultura

¿Cómo una comediante inmigrante logró cautivar al público de Canadá con críticas a su sociedad?

¿Cómo una comediante inmigrante logró cautivar al público de Canadá con críticas a su sociedad?

La nicaragüense-canadiense Marta Chaves, una de las cómicas más conocidas por su mordaz crítica social en Canadá, considera que, ante el racismo, la discriminación y las noticias falsas de hoy, un artista no puede tener una opinión central o divagar.

MIRA: Justin Trudeau anuncia que vacuna contra coronavirus de Moderna llegará a Canadá en diciembre

Fue calificada como “la gran dama de la comedia canadiense” por la casa productora de uno de los principales programas de humor de la radiotelevisión pública de Canadá, CBC. Ella tiene una forma peculiar de narrar los hechos.

“No podemos ser neutrales en estos momentos. Si tienes una plataforma para hablar, tienes que hablar. Que sea con humor o como sea, tienes que hacerlo”, dijo Chaves, quien llegó a Canadá cuando tenía 17 años.

Lo que muchos no saben es que Canadá es la cuna de genios de la comedia, como John Candy, Jim Carrey, Mike Myers, Dan Aykroyd, Catherine O’Hara, Seth Rogen y Martin Short, por lo que destacar ahí no es cosa fácil. Y hacerlo como inmigrante, con un fuerte acento hispano, es casi imposible.

Sin embargo, eso es precisamente lo que ha logrado Chaves. Durante años, ha presentado a los canadienses la realidad oculta de miles de inmigrantes nicaragüenses.

UN EJEMPLO DE CRÍTICA

Centenares de trabajadores mexicanos y centroamericanos han contraído la COVID-19 en explotaciones agrarias de Canadá y América Latina. Tres de ellos han muerto a consecuencia de la pandemia, situación que ha sacado a la luz la problemática de unos trabajadores que durante décadas han sido invisibles para la mayoría de los canadienses.

Hace años, antes de que la aparición del COVID-19 destapara las penosas condiciones en las que trabajan decenas de miles de jornaleros en la región, Chaves creó un monólogo adaptando un popular trabalenguas infantil.

En su inglés con acento nicaragüense, Chaves recita “Peter Piper Picked a Peck of Pickled Peppers”, algo así como “Peter Piper recogió un manojo de pimientos escabechados”, que es el equivalente en español al trabalenguas “Pablito clavo un clavito en la calva de un calvito”.

“Siendo de Nicaragua, les puedo decir de verdad que Peter Piper nunca recogió pimientos. Era Pedro Pérez el que recogía el manojo de pimientos”, indica la cómica a EFE. En sus palabras, buscó resaltar que, en realidad, muchos canadienses desconocen que son jornaleros con apellidos hispanos.

Si durante años el público se ha reído del chiste de Chaves, la pandemia del coronavirus ha revelado lo que esconde la mordaz crítica de la comediante: que son trabajadores centroamericanos, mexicanos y caribeños los que laboran de sol a sol en los campos del sur de Canadá para abastecer los supermercados del país.

Chaves considera que el racismo, la discriminación y las fake news son un peligro al que se debe criticar. (Fuente: Martha Chaves/EFE)
Chaves considera que el racismo, la discriminación y las fake news son un peligro al que se debe criticar. (Fuente: Martha Chaves/EFE)

¿QUIÉN ES?

Abandonó Nicaragua y llegó a Canadá cuando tenía 17 años por la situación política en el país centroamericano: sus padres eran dos abogados que trabajaban para el régimen del dictador Anastasio Somoza.

“Mis padres eran gente que tenía horror al comunismo (…) me acuerdo de que mi madre decía: ‘Si el país se vuelve comunista, no vamos a comer carne y los zapatos van a ser duros. Vamos a estar como en Cuba’”, dice entre risas.

Iba a un colegio de monjas de la Asunción y de la Pureza de María, pero cuando las fieles se cambiaron de orden religiosa, sus padres se asustaron, pues consideraban que ellas también estaban vinculadas con el comunismo. Por eso, en su adolescencia, incitaron a Chaves a seguir sus estudios superiores en la Universidad Concordia de Montreal (Canadá).

“Mis padres pensaron que yo me involucraría (en esa ideología). Mi mamá leyó mi diario, donde yo contaba que había ido a un hotel con otra chica, cuando estaba yo en el abecedario del lesbianismo. Y decidieron mandarme a Montreal. ¡Donde están las mujeres más lindas del mundo! Es como mandarte al Disney de las mujeres gay”, dijo.

En 1993, Chaves se subió por primera vez a un escenario en Montreal en un club de comedia conocido por ser la sede del festival cómico Just for Laughs. En su opinión, ser latina, mujer y lesbiana no le hizo el camino más difícil en el mundo de la comedia.

“Aunque hay racismo, sexismo y homofobia en Canadá, no he dejado que me afecte. Si había racismo, yo lo ignoraba. Y no me ha impedido estar en los mejores espectáculos o actuar frente al primer ministro (Justin Trudeau)”, subraya.

Martha Chaves y su esposa, Linda (derecha), posan junto al primer ministro de Canadá, Justin Trudeau. (Fuente: Martha Chaves/EFE)
Martha Chaves y su esposa, Linda (derecha), posan junto al primer ministro de Canadá, Justin Trudeau. (Fuente: Martha Chaves/EFE)

En 2017, ganó el premio al mejor cómico de stand-up de Canadá. En 2005, volvió a Nicaragua por primera vez desde que salió y reconoce que fue una experiencia difícil.

“No se me ocurrió nada más que meterme con la familia de (el presidente Daniel) Ortega. Y empezaron a escribir artículos en los periódicos acerca de qué mala comediante que soy y todo eso. (La crítica) me dolió, pero luego se me pasó”, comentó.

TE PUEDE INTERESAR

Canadá: hombre se tatuó la mancha de nacimiento de su hijo para ayudarle a acabar con su inseguridad

Canadá es el sexto país que ya cuenta con la vacuna COVID-19

Canadá: mujer escupe en la cara a un pasajero y el hombre reacciona lanzándola del bus